Resumen del Congreso “Aguas, Ambiente y Energía” en la UNCuyo

27 de octubre de 2017, 11:26.

Resumen del Congreso Aguas, Ambiente y Energía en la UNCuyo

Ampliar imagen


Durante 3 días la UNCuyo recibió a más de 400 asistentes de 7 países para el Congreso de Aguas, Ambiente y Energía 2017 de la Asociación de Universidades del Grupo Montevideo. Se trató de una iniciativa pionera en su tipo al tratarse del primer Congreso Interdisciplinar de AUGM.

Con un acto de apertura y una Conferencia  dictada por Ricardo Villalba, se dieron por iniciadas las 3 jornadas dedicadas a estudiantes, docentes, investigadores y público en general. Exposiciones orales, seminarios, conferencias  y muestras de pósteres científicos fueron las actividades centrales, además de las reuniones anuales de los comités académicos de ambiente y energía de AUGM.

El encuentro contó con especialistas de los países miembros de la Red y buscó contribuir a la difusión de los avances en investigación, extensión y educación vinculados al agua, el ambiente y las energías en Latinoamérica; promover la discusión y propuestas para el desarrollo sustentable en la región; y fomentar el intercambio e integración de conocimientos entre investigadores, técnicos, extensionistas, educadores, estudiantes, productores y la sociedad civil.

En lo relativo a los asistentes, Cecilia Rébora, representante del Comité de Energía por la UNCuyo y miembro del comité organizador del congreso, agregó: “A mi parecer fue un evento súper importante con gente de muchos países, la gente realmente se pudo movilizar, nuestra reunión del comité de energía contó con 15 representantes de toda la red y creo que ha sido una de las reuniones más numerosas”.

Sobre los contenidos, Rébora  pudo agregar: “Se presentaron muchísimos trabajos, y los equipos de trabajo que se armaron fueron sumamente interesantes. Ni siquiera pudimos participar de todas las actividades por la cantidad de propuestas en simultáneo. Mucho movimiento, mucha interacción, mucha participación".

Como cierre, Rébora concluyó: “Este tipo de eventos refuerza la imagen institucional de la universidad ya que muestra que somos una universidad pujante, activa y en búsqueda de excelencia. Destacó los equipos de trabajo que pudieron formarse, estudiantes que se entusiasmaron y  que al escuchar una charla despertaron vocaciones de investigación que tienen que ver con el agua, ambiente y energía. Esa semilla que no se ve hoy, son entusiasmos generados que pueden transformarse en futuros profesionales, futuros investigadores “

Las conferencias de cierre estuvieron a cargo del doctor Octavio Valsechi de la Universidade Federal de São Carlos, Brasil; del Profesor Santiago Sarandón  de la Universidad de La Plata, Argentina y del Dr. Antonio Embid Irujo de la Universidad de Saragoza, España. Intentando mirar sobre resolver el dilema ¿uso o conservación de los recursos?

Actividades paralelas

En el marco de la realización del Congreso de Aguas, Ambiente y Energía, organizado por la Asociación de Universidades del Grupo Montevideo (AUGM), se concretaron dos paneles en simultáneo. Estos se realizaron en las Facultades de Educación  y en Derecho, donde se realizó un seminario internacional, respectivamente. Además se presentó el libro sobre derecho ambiental titulado “Agua, Ambiente y Energía, aportes jurídicos para su vinculación” de Mauricio Pinto y Martín Liber.

En la Facultad de Educación se concretó el panel para el debate titulado “Transversalidad, complejidad y disciplina: nuevos desafíos de la educación ambiental”. Allí, especialistas vinculados a las ciencias ambientales discutieron sobre los nuevos desafíos de la educación ambiental.

En palabras de María Flavia Filippini, representante del Comité Ambiente en AUGM: “Discutimos sobre cómo empezar a enseñar desde un mirada holística y sistémica basada en la transversalidad de las disciplinas. Por esto hemos compartido con invitados y representantes de la UNCUYO. Creemos que todo lo que se está haciendo desde distintos ámbitos, está aportando a un cambio crucial que tiene que tener hoy la educación de nuestros futuros profesionales”, afirmó.

Por su parte, Santiago Sarandón, Ing. Agrónomo por la Universidad Nacional de La Plata destacó que “estos problemas ambientales se pueden abordar desde el Paradigma de la Complejidad. Hay que introducir esta problemática en la formación de los futuros profesionales de la Agronomía. Esto requiere una nueva disciplina y un nuevo enfoque, el cual lo aporta la Agroecología”.

Paralelamente en la Facultad de Derecho, se llevó a cabo un Seminario Jurídico en el que participaron expositores de España y Argentina. Mauricio Pinto; representante del Comité Aguas en AUGM, explicó que a lo largo de la jornada “se abordaron distintas experiencias vinculadas al uso del agua y las fuentes de Energía; la protección del ambiente y el vínculo entre todos estos elementos”.

El Instituto de Ciencias Ambientales (ICA) que forma parte de la UNCuyo también participó en diferentes actividades, destacándose el stand de promotores ambientales constituido por estudiantes voluntarios de distintas unidades académicas que estuvieron introduciendo el proyecto de reciclaje “SEPARA”.

La presencia de la FCA

Nuestra casa de estudios fue protagonista en la organización del Congreso. Más de treinta estudiantes  comprometidos con el evento, participaron durante los tres días en la logística y planificación. Varios de ellos presentaron proyectos en distintas modalidades y participaron en las exposiciones.

Enólogos y técnicos de la Facultad junto a la cátedra de Enología y el docente Alfredo Draque, recibieron a 50 participantes del Congreso a quienes les realizaron una visita guiada y degustación en la Bodega Krontriras ubicada en las barrancas de Lunlunta. El establecimiento se destaca por utilizar como principio la biodinámica.

Estuvieron presentes  y con gran éxito entre los presentes,  los productos de la Facultad, los cuales también se entregaron como presente a los oradores invitados.

La Revista de la Facultad fue parte del  repositorio institucional de publicaciones científicas presentado por la Biblioteca Central de la UNCuyo, a través de su director Horacio De Georgis.